Categorías
Destacado

Primer Trailer de Sekai Ichi Hatsukoi: Yokozawa Takafumi no Baai

No les voy a mentir, Sekai Ichi Hatsukoi es uno de mis animes favoritos y más de este anime siempre son buenas noticias, pero por un tiempo realmente odiaba a Yokozawa. Su actitud hacia Onodera no solo era injusta sino que lo hacía parecer un patán engreído.

Al final no creo ser la única cuya aversión se vio transformada en lastima por el amor no correspondido de Yokozawa hacia a Takano-san y esta película basada en el trabajo de Shungiku Nakamura viene a darle un desenlace a la historia de este personaje.

Este es el primer trailer promocional para Sekai Ichi Hatsukoi: Yokozawa Takafumi no Baai, que cuenta la historia de Takafumi Yokozawa y su encuentro con el amor. El filme está programado para estrenarse en Japon en marzo 15 de 2014 y su dirección está a cargo de Chiaki Kon para Studio Deen al igual que en el anime para televisión.

Categorías
Destacado

Fujoshi Report 001: Kizuna

image

Hoy iniciamos de manera oficial nuestra columna mensual donde nos dedicaremos  a explorar el intrincado mundo del yaoi, Boys’ Love y fujoshimo a través de esos recursos narrativos o tropes que han hecho del genero lo que es hoy en día. En esta edición nos concentraremos en el yaoi, en discutir algunos de sus términos y como sus reglas más frecuentes son aplicadas a un trabajo en particular, y he decidido que qué mejor modo de hacerlo que con una clásico del género como es el caso de las Ovas de Kizuna.

Kizuna: Koi no Kara Sawagi oBonds of Love como se le llamó en la versión para Norteamérica es una serie de 3 Ovas que adaptan el manga de Kazuma Kodaka y cuentan la historia del romance entre el prodigio del kendo Ranmaru Samejima y el hijo ilegitimo de un jefe yakuza, Kei Enjouji y todos los problemas a los que se enfrentarán para vivir su amor solo por el hecho de ambos ser hombres. Las dos primeras Ovas se estrenaron durante 1994 y tenían una duración de 30 minutos cada una aproximadamente, en 2001 se estrenó la tercera parte titulada Kizuna: Much Ado About Nothing, con una duración de 45 minutos y una animación y diseño de personajes algo diferentes a las primeras dos partes.

Kazuma Kodaka empezó Kizuna como un doujinshi de una sola parte basado en los personajes de Ranmaru y Enjouji que ya había utilizado en otro de sus mangas, el menos popular Sessa Takuma.

image

La historia de Kizuna tiene una trama que es muy popular y no solo en obras de temática yaoi o Boys’ Love y es el ya casi cliché de chico conoce a chica (en este caso, chico conoce a chico), chico se enamora de chica y empieza a intentar ganarse sus afectos pero como es usual hay algo que se interpone en su camino, obstáculos que deben superar antes de realizar su amor y como con todo recurso narrativo, si es utilizado inteligentemente no tiene por qué convertirse en aburrido o sopeteado. En este aspecto, Kizuna es yaoi en su máxima expresión y  es sus ovas podemos ver muchos de los tropes más representativos del género aplicados y algunos de sus clichés más odiosos también (sobre estos hablaremos en otra edición de Fujoshi Report)

Tanto Enjouji como Ranmaru llenan a la perfección los arquetipos de personajes que conforman el yaoi y de ese modo Kei Enjouji es el seme de la relación y Ranmaru su uke, analizaremos con mayor detenimiento que significan estos términos y como se relacionan con estos personajes, más adelante. El elenco de estas Ovas lo completan Kai Sagano, el medio-hermano de Enjouji y con el cuál no tiene una muy buena relación y Masanori Araki, un miembro del sindicato yakuza liderado por el padre de Enjouji y Kai, además de ser el guardaespaldas de este último. Masa y Kai tienen una relación que tampoco es inusual es animes de este tipo y se trata del romance mayo-diciembre o lo que es lo mismo que la relación romántica entre un hombre joven con uno de mucha mayor edad, en las 3 Ovas esta relación nunca es mostrada de modo explícito.

image

Volviendo a la dinámica Seme/Uke, en el yaoi estos dos términos que originalmente se derivan de las artes marciales vienen a significar activo y pasivo respectivamente. El seme es el “atacante” (significado literal de la palabra) de la relación, aquel que ejerce dominancia y quién es el activo dentro de la relación sexual, Enjouji como el seme de Kizuna posee los rasgos característicos de este tipo de personajes al ser quien persigue románticamente a Ranmaru además de ser el que muestra sus sentimientos más abiertamente. Enjouji como muchos otros semes es alto y de cabello oscuro, físicamente más intimidante que su uke y de rasgos más masculinos, además de tener una personalidad más impulsiva. En cambio, Ranmaru, el uke o “el que recibe” (la palabra significa recibir en japonés), al ser el pasivo de la relación es el objeto de los afectos de Enjouji y a pesar de no ser femenino en apariencia es mucho más lindo que Enjouji,  más respetuoso al hablar y de aspecto más refinado. Al ser el objeto sobre el cual la acción es ejercida, en un principio rechaza las intenciones de Enjouji y es este quien debe luchar para ganarse su amor, otra característica del uke. También se puede decir que no es tan demostrativo en sus afectos como lo es Enjouji

image

Muchas de las complejidades de Kizuna se pierden en las Ovas debido al poco tiempo que tienen para contar una historia que tenga sentido y de ese modo sin tener conocimiento previo del manga hay algunas cosas que se sienten totalmente desconectadas unas de otras, por ejemplo la primera Ova inicia con Ranmaru siendo atropellado mientras trata de proteger a Enjouji quien era el objetivo de los atacantes y sin saber que Enjouji es hijo de un jefe yakuza esa escena es bastante incoherente con lo que pasa después. Además al comienzo de las Ovas, Enjouji y Ranmaru ya son una pareja y como llegaron a estar juntos es mostrado a modo de flashbacks. El anime sigue bastante de cerca al manga, con la ventaja de que el manga, por su duración, es un medio en el cual hay más tiempo para explorar las intrincadas relaciones de estos personajes, por lo tanto a pesar que al principio el manga es tan confuso como el anime la trama no se siente tan desconectada como en las Ovas.

image

La primera introducción de Kai a la historia es otro claro ejemplo de lo mencionado anteriormente, sin saber los motivos de la mala sangre entre estos dos personajes su mención no hace mucho sentido. Más adelante nos revelan que parte del desprecio que sientes Kai y Enjouji uno por el otro nace del hecho de que Kai también está enamorado de Ranmaru y culpa a Enjouji del incidente que provocó la salida de Ranmaru del mundo del kendo.

La calidad de la animación en las primeras dos Ovas sigue los estándares de la época en que estas salieron pero para una audiencia más joven y acostumbrada a otras cosas puede ser bastante anticuada y hasta un turn off que te aleje de darle una oportunidad a esta serie, los movimientos de los personajes en pantalla no tienen mucha fluidez y los colores no son muy brillantes, adicional a esto la música es un poco cursi.  Pero si miramos las Ovas en tono general, es un trabajo bastante pulido con una historia buena a pesar de lo sencilla, con personajes simpáticos y algunas escenas que serán la delicia de las fanáticas del género. La tercera Ova, estrenada en 2001 tiene una animación más moderna, con algunos cambios al diseño de personajes que algunas veces los hacer lucir totalmente diferentes a los de las otras Ovas, en lo personal puedo decir que prefiero el diseño de personajes de las dos partes anteriores y me parece que en estas Ranmaru era mucho más un bishounen que en la última.

 image

Otro aspecto importante en el yaoi son las escenas de sexo y si bien Kizuna tiene unas cuantas,  ninguna llega a ser realmente riesgosa, no hay ningún desnudo frontal ni escenas de penetración por lo tanto Kizuna es un trabajo bastante dócil si lo comparamos con otros dentro del género. La mayor parte de estas escenas son más bien insinuadas y el resto te lo dejan a tu imaginación, pero hay muchos momentos tiernos y sexis que serán del gusto de las fans del yaoi sin ser demasiado explícitos.

Las que hemos seguido el yaoi por muchos años sabemos que estas historias no siempre representan los verdaderos problemas a los que se enfrentan las parejas del mismo sexo, sino más bien presentan esta clase de relaciones de un modo muy idealizado por lo tanto la tercera Ova es una grata sorpresa al mostrar a Ranmaru preguntándose cuál es su papel en la vida de Enjouji y que futuro tienen si no pueda darle una familia a su amado. Problema que lamentablemente es todavía muy actual, en un mundo donde las relaciones homosexuales no son reconocidas y son en muchos casos miradas con desprecio.

image

Hay muchos más convencionalismos dentro del yaoi como género y en ediciones siguientes los analizaremos con mayor profundidad cuando le demos un vistazo a otras obras yaoi. Por el momento les recomiendo Kizuna para todo aquel que esté interesado en iniciarse en el género y si ya eras fan del yaoi pero por algún motivo no has visto Kizuna, te estás perdiendo de mucho.

Categorías
Destacado

Fujoshi Report…Pronto!

image

Fujoshi es un juego de palabras muy inteligente y en la actualidad se usa no sólo para describir a las fanáticas del yaoi o Boy’s Love, sino a aquellas fans que gustan de ver relaciones románticas entre personajes masculinos en animes en donde estas relaciones no existen o no están explícitamente definidas por el canon de la serie.

La palabra fujoshi, que en japonés literalmente significa “mujer putrefacta” es un término peyorativo que este grupo de fanáticas han adoptado para sí mismas en tono de burla. La palabra se deriva de otra palabra en japonés y cuya pronunciación es la misma, sólo que su escritura es diferente. Por lo tanto si se escribe fujoshi con el carácter 婦 (fu) estás hablando de una dama de buenas costumbres pero si en su lugar lo reemplazas con 腐 (que se pronuncia fu también) entonces estás hablando de algo podrido o putrefacto. Y como lo expresé anteriormente el término reúne a un sinnúmero de fans y no está limitado únicamente al yaoi o al shonen ai.

De este modo una gran cantidad de animes que no están enfocados a una audiencia que guste del yaoi se han convertido en terreno fértil para las fujoshis del mundo. En especial reciben este tratamiento animes shonen como Naruto, El Príncipe del Tenis, Bleach, Hunter x Hunter entre muchos otros, y esto se debe en gran medida a que son animes con un elenco casi exclusivamente masculino, además de que en las últimas décadas con el afán de atraer al creciente grupo de mujeres que leen o consumen este tipo de material, ha habido un boom en la adición de bishounen o hombres atractivos en esta clase de animes. Atrás quedó el estereotipado macho man que es grande y fuerte para darle paso a los chicos de rostros delicados y cuerpos delgados aunque de músculos definidos lo cual ha incentivado a la creación de parejas románticas homosexuales entre los personajes de estas historias.

A diferencia del Slash Fiction cuyos orígenes pueden remontarse a la relación entre el Capitán Kirk y el Sr. Spock de la conocida serie de ciencia-ficción, Star Trek, es difícil definir cuando el fujoshismo se hizo tan popular, pero recuerdo claramente durante el auge de la serie de Mechas de Sunrise, Gundam Wing, que habían muchas páginas de internet dedicadas a explorar la supuesta tensión sexual entre los protagonistas de la serie, en especial entre Heero Yuy y Duo Maxwell y Trowa Barton y Quatre Raberba Winner. Desde esa época y posiblemente desde mucho antes, ya había un creciente número de fanáticas imaginándose este tipo de relaciones prohibidas.

image

Mis primeros roces con el mundo del Boy’s Love, provienen coincidentemente de series donde los personajes no estaban supuestos a tener una relación romántica o sexual entre ellos y puede decirse que antes de ser una amante del yaoi fui una fujoshi, a pesar de no tener conocimiento de lo que la palabra significaba en ese entonces. Las primeras veces que fui expuesta a este tipo de material fue al visitar páginas web, por allá por los tiempos primitivos del internet, sobre series como Yu Yu Hakusho o Fushigi Yuugi, series donde ningún personaje es abiertamente homosexual pero en las cuales las fans gustaban de imaginar relaciones de dicho tipo entre sus protagonistas.

Otra variante de esta tendencia es lo que se conoce como Ho-yay, que al igual que el fujoshismo es interpretar ciertas interacciones entre los personajes masculinos de una pieza de ficción como cargadas de subtexto homo-erótico pero cuya mayor diferencia es el material que abarca. En donde las fujoshis se limitan a ver este subtexto o tensión sexual exclusivamente en anime o manga el Ho-yay abarca tanto series de televisión y películas como libros o juegos de video.

Fujoshi Report va a ser una columna semanal donde nos dedicaremos a explorar el intrincado mundo del yaoi, del Boy’s love y todo lo que hay en el medio. La razón por la cual me decidí por el termino fujoshi como nombre de la columna es porque creo que es un título que abarca mucho más que simplemente decir yaoi o shonen ai y cubre bajo su manto a un mayor número de fans y por supuesto de temas a tratar.

Así que úneteme y juntos sumerjámonos en esta parte del mundo del anime y manga rara vez explorada, pero que no por ser menos popular deja de ser interesante.

Categorías
Filme & TV

AstroKat Recomienda: Ai no Kusabi

Konnichiwa minna-san Bienvenidos a otra semana más de AstroKat Recomienda y desde que empecé a escribir esta columna para el Astromono sabía que este día llegaría cuando me tocaría recomendarles un anime yaoi o shonen ai, un género del que me confieso adepta.

Espero esto no hiera la sensibilidad de más de uno y sin más introducción les dejo la recomendación de hoy: Ai no Kusabi.

Categorías
Filme & TV

Manga del Viernes: Vassalord

Konnichiwa minna-san AstroKat los saluda! Otra vez es viernes y eso quiere decir que es tiempo de hablar de mangas, está semana el turno es de Vassalord.